Y DE REPENTE TODO CAMBIÓ

Y de repente todo cambio, la vida no es la misma.  Las ciudades están vacías, no hay gente por las calles, no hay vehículos, no hay personas, no hay movimiento tampoco  hay abrazos, no hay besos, no hay contacto, no hay muestras de cariño entre las personas que se quieren, todo se ha reducido a solo palabras, miradas y conservando la distancia.  Por lo tanto ya no hay visitas ni de amigos, ni de familia.

Nos invade la incertidumbre y la tristeza. Los grandes líderes mundiales están perdidos, no tienen la solución para detener esta pandemia, se sienten impotentes.

El mundo está siendo atacado por un enemigo invisible Nadie es inmune a esta amenaza que invade a la humanidad.  Ni el dinero ni el poder, ni la ciencia, ni las grandes potencias mundiales, nada absolutamente nada impide que el virus entre en su humanidad, porque solo ataca a las personas.

En todos los confines de la tierra la gente huye del virus, porque no hay un lugar del mundo donde no llegue ese castigo.

Esta prueba que la vida ha puesto al ser humano,  sirve para entender que todos en esta tierra somos iguales. 

Estamos en una vulnerabilidad sin precedentes, de repente nos damos cuenta que los seres humanos somos todos iguales, no existe raza, ni color de piel, ni ideologías, ni nacionalidad, ni religión, ni ricos, ni pobres que nos haga diferente.

Ahora mismo de qué sirve tener coches de lujo sino los puedes disfrutarlos, de qué sirve mucho dinero en el banco sino puedes salir a gastarlo, de qué sirve muchos trajes de marca sino puedes lucirlos. Es tiempo de salvaguardar la vida.

De repente te das cuenta que todo es efímero, que la vanidad de nada sirve, que todos los humanos estamos expuestos al peligro.

Ojalá esta pandemia que azota al mundo entero nos haga recapacitar y cambiar la manera de pensar, la manera de actuar.

Dios nos está advirtiendo que todo puede empeorar para el humano. Hay demasiada maldad en la tierra.  El humano está desbocado y consumido en el virus del pecado.

Eres libre de creerlo, eres libre de opinar. En la parte de abajo de este artículo hay una caja para poner su opinión.

Han sacado a Dios de sus vidas, han sacado a Dios de su mundo y les ha invadido el pecado.   Promueven el pecado en los medios a donde todo el mundo tiene acceso incluyendo a los niños.

Sí que es verdad que toda la vida ha habido maldad, el ser humano es malo por naturaleza. Pero en los últimos tiempos han involucrado a los niños y los han envuelto en ese mundo de vicio y aberración.  Robando los principios morales, robando la ingenuidad de la niñez. 

Llegando al punto en que en los colegios les enseñan a masturbarse, y promoviendo que no existe ni hombre ni mujer, que puede tener relaciones sin importar si es hombre o mujer. Hay colegios donde a los adolescentes les enseñan que es importante la penetración anal Es repugnante. Y está sucediendo.

El mundo promueve el pecado en las escuelas, han sacado a Dios de los colegios para implementar charlas que les conducen a promover aberraciones. Las imparten a niños muy pequeños y también a adolescentes.   

A lo malo le llaman bueno y a lo bueno le llaman malo.  Dios tenga misericordia de todo aquel que se ha burlado de su majestuosidad y de su existencia.

Estos versículos de la biblia llaman la atención.

Isaías 26:20-21

20 Anda, pueblo mío, entra en tus aposentos, cierra tras ti tus puertas; escóndete un poquito, por un momento, en tanto que pasa la indignación.
21 Porque he aquí que Jehová sale de su lugar para castigar al morador de la tierra por su maldad contra él; y la tierra descubrirá la sangre derramada sobre ella, y no encubrirá ya más a sus muertos.

Jeremias 25, 32-33

32 Así ha dicho Jehová de los ejércitos: He aquí que el mal irá de nación en nación, y grande tempestad se levantará de los fines de la tierra.
33 Y yacerán los muertos de Jehová en aquel día desde un extremo de la tierra hasta el otro; no se endecharán ni se recogerán ni serán enterrados..

Testimonio de infarto cerebral

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © 2019 Saludyreflexiones – Derechos Reservados